Tras un partido parejo, el seleccionado de rugby seven venció 17-12 a los británicos para darle la primera medalla a la delegación argentina en la capital de Japón.

Los Pumas 7 hicieron historia en los Juegos Olímpicos de Tokio tras superar en el partido por el tercer puesto del rugby a Gran Bretaña: fue 17-12 para la selección argentina, que obtuvo la medalla de bronce y le dio al deporte argentino su primera presea en el máximo evento del deporte mundial.

En los primeros instantes del juego, Ben Harris llegó al in goal argentino y sumó el primer try de Gran Bretaña, que se puso 5-0 al frente tras errar la conversión. Pero a menos de tres minutos para el cierre de la primera etapa, Bazán Vélez tomó la guinda luego de un scrum de los Pumas 7 y se escapó para poner el empate transitorio.

Ya en el minuto final del primer tiempo, el combinado argentino recuperó el balón y, gracias a una gran jugada individual de Marcos Moneta que terminó en try, el equipo de Santiago Gómez Cora se puso 12-5 por la conversión de Mare.

En un segundo tiempo parejo en los primeros instantes, el que apareció para los británicos fue Hague, que sumó el try y la conversión para poner el marcador igualado en 12. Acto seguido, Ignacio Mendy se escapó y llegó al in goal rival para poner el 17-12.

En los segundos finales, Argentina pudo sostener la ventaja para quedarse con el triunfo y la medalla de bronce, la primera para la delegación argentina en Tokio 2020.

“Fue mucho laburo. Se lo quiero dedicar a mi viejo, a mi familia. Fue un año de mierda. Sé que él está muy orgulloso. Se lo dedico a mi familia, mi hijo, mis amigos, que están siempre”, dijo un Santiago Gómez Cora visiblemente emocionado después del partido en diálogo con TyC Sports.

Es importante recordar que el equipo argentino tuvo dos bajas sensibles para el último día de acción en Japón: no pudo contar con Gastón Revol, quien fue sancionado con cuatro partidos por la infracción que le cometió a Selvyn Davidsel (tackle alto) frente a Los Springboks y Matías Osadczuk, quien sufrió una lesión ligamentaria en la rodilla izquierda y también se despidió de los Juegos Olímpicos.

Argentina no pudo con Fiji en las semifinales. El encuentro comenzó con una clara superioridad de Fiji a través de Sireli Maqala. A pura velocidad y potencia, el número 13 marcó el primer try, que a pesar de no haber logrado la conversión, Meli Derenalagi extendió la diferencia luego de capitalizar un error defensivo y alcanzar el ingoal sin impedimentos. Además, con su remate efectivo a la H selló el 12 a 0 parcial.

Antes del descanso Marcos Moneta reavivó las esperanzas argentinas. Con mucho sacrificio y un orgullo notable, el héroe que se había destacado contra Sudáfrica festejó el try que sirvió para demostrar la garra Puma.

Fuente: Infofae

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: No es posible copiar contenido