La cantante y compositora Marília Mendonça, una de las artistas más reconocidas de Brasil y ganadora de un Grammy Latino en 2019, falleció este viernes en un accidente aéreo que ha causado una enorme conmoción en el país.


Conocida como la “reina del sufrimiento” por su estilo melancólico y profundo, falleció en pleno apogeo de su carrera artística, que comenzó cuando era una niña, escribiendo letras de composiciones de éxito.

La cantante tenía previsto ofrecer un concierto esta noche en Caratinga, a unos diez kilómetros de distancia del lugar del accidente, ante unos ocho mil espectadores.

Mendonça se convirtió en los últimos años en una referencia de la música contemporánea brasileña, especialmente de música sertaneja, uno de los estilos más populares del gigante suramericano que revolucionó con varios temas sobre el empoderamiento femenino.

Toda esa transformación de un género hasta entonces dominado por hombres y a la que se unieron otras cantantes brasileñas, desembocó en la creación del género “feminejo”, en el que las mujeres son las protagonistas. Nacida el 22 de julio de 1995 en el municipio de Cristianópolis, en el estado de Goiás, Mendonça empezó a componer con apenas 12 años de edad. A esa corta edad escribió canciones como “É Com Ela Que Eu Estou”, “Até você voltar” y “Cuida Bem Dela”, que se popularizaron en la voz de otros artistas.

En 2016 empezó a despuntar en el panorama musical brasileño con el lanzamiento de su primer álbum, que bautizó con su nombre e incluyó temas de enorme éxito, como “Saudade do Meu Ex”, “Folgado” e “Infiel”, y esta última canción fue la más cantada y tocada de ese año en Brasil.

Al año siguiente publicó su segundo trabajo, “Realidade”, que ya le rindió una nominación en los Grammy Latino, pero no fue hasta 2019 que se alzó con el prestigioso galardón en la categoría de Mejor Álbum de Música Sertaneja por su proyecto “Todos os Cantos”.
Mendonça recibió ese reconocimiento cuando estaba embarazada de su hijo Léo, que en diciembre cumplirá dos años de edad.

La reconocida artista se encontraba en estos momentos retomando su agenda de conciertos después del parón provocado por la pandemia de coronavirus, que ha provocado en Brasil casi 610.000 muertes.

La inesperada pérdida de Mendonça ha provocado un torrente de reacciones desde el mundo de la cultura, político y deportivo del país.

El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, dijo que el “país entero” está “en shock” por la muerte de “una de las mayores artistas de su generación, que con su voz única, su carisma y su música conquistó el cariño y la admiración de todos”.

Reputados artistas brasileños con la cantante Anitta o el compositor Caetano Veloso también expresaron su tristeza en las redes sociales. “Una de las mujeres más agradables que me he cruzado en mi carrera”, dijo Anitta.
“Estoy llorando. No me lo puedo creer”, manifestó Veloso, uno de los máximos exponentes de la Música Popular Brasileña (MPB).

La misma reacción tuvo el delantero brasileño Neymar, jugador del París Saint-Germain, que también se negó a reconocer lo ocurrido. “Me niego a creerlo, me niego”, indicó la estrella de la Canarinha.

Con información de EFE

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: No es posible copiar contenido